20MINUTOS / AGENCIAS

  • Gas Natural gana un 14,7% menos y lo atribuye a "factores atmosféricos adversos" y a los desastres naturales en Chile y México.
  • Iberdrola gana un 18,4% más pero explica que se ha visto también afectada negativamente por condiciones hidrológicas "extremadamente adversas".
  • Endesa obtuvo un beneficio neto de 1.085 millones de euros en los nueve primeros meses, lo que supone un descenso del 17%.

 Gas Natural e Iberdrola

La multinacional energética Gas Natural Fenosa ganó 793 millones de euros en los nueve primeros meses del año, lo que supone un 14,7% menos que en el mismo período de 2016.

Según la compañía, la caída de beneficios se debe factores atmosféricos adversos en España, que provocaron una caída del 72,4% en la producción hidráulica, y también por el impacto de desastres naturales en Chile y México, básicamente.

La multinacional que preside Isidre Fainé sostiene en todo caso que conseguirá cerrar el ejercicio con unas ganancias de entre 1.300 y 1.400 millones, según lo previsto en el plan estratégico de la compañía. En este sentido, Gas Natural está a la espera de poder cerrar la venta de su negocio en Italia, que le generará un impacto positivo en los recursos propios de unos 1.000 millones y unas plusvalías de 190 millones después de impuestos.

En cuanto al beneficio bruto de explotación o ebitda, descendió un 7,4% con respecto a los nueve primeros meses de 2016 y alcanzó los 3.140 millones de euros, teniendo en cuenta ya la venta del negocio en Italia aunque sin considerar Electricaribe, la filial colombiana. El negocio internacional aportó el 50% del Ebitda, frente al 45,2% del mismo período del año anterior, y el nacional el restante 50%.

Gas Natural Fenosa decidió el pasado 6 de octubre, en una sesión extraordinaria de su consejo, trasladar temporalmente su sede social desde Barcelona hasta Madrid. La sede social está ahora ubicada en la avenida San Luis, 77, de Madrid, donde están las oficinas de Gas Natural en la capital española.

Iberdrola eleva su beneficio neto un 18,4% por el negocio internacional

Iberdrola, por su parte, obtuvo un beneficio neto de 2.416,6 millones de euros en los nueve primeros meses del año, un 18,4% más que en el mismo periodo de 2016, impulsada por el negocio internacional, la consolidación global de la brasileña Neoenergia y la fusión de Gamesa con la división eólica de Siemens.

La evolución de los resultados se ha visto afectada negativamente por las condiciones hidrológicas "extremadamente adversas" en España, que han reducido la producción hidroeléctrica en 9.000 gigavatios hora, según la compañía.

La reorganización societaria en Brasil, que ha supuesto la integración de Elektro en Neoenergia, ha generado una plusvalía de 521 millones de euros para Iberdrola.  La filial brasileña ha tenido un impacto positivo de 508 millones en el beneficio neto en estos primeros nueve meses. La fusión de Gamesa con la filial eólica de Siemens ha sumado 255 millones más. Su filial estadounidense, Avangrid, aumentó su beneficio neto un 14%, hasta 426 millones.

El beneficio bruto de explotación (ebitda) de Iberdrola se redujo un 5,1%, hasta 5.440 millones, por los escasos recursos hidroeléctricos en España y por los menores márgenes en el negocio liberalizado en Reino Unido.

La menor producción eólica en España ha tenido un impacto negativo de 400 millones en el ebitda. Estos factores negativos se han compensado, en parte, por la buena evolución de los negocios internacionales de redes y renovables.

Endesa ganó un 17% menos

Por su parte, Endesa obtuvo un beneficio neto de 1.085 millones de euros en los nueve primeros meses, lo que supone un descenso del 17% respecto a los 1.305 millones del mismo periodo del año anterior por las "difíciles" condiciones del mercado liberalizado en los primeros meses del año, informó la compañía.

En concreto, la energética presidida por Borja Prado explicó que el impacto de los elevados precios del mercado mayorista, que aumentaron un 47,9% en el periodo, afecta desfavorablemente a la comparación con el año anterior, si bien apunta que el negocio liberalizado se ha "normalizado" durante el tercer trimestre.

La compañía destacó la positiva contribución a los resultados de la consolidación de la actividad de Enel Green Power España, así como los distintos planes de eficiencia en costes que se pusieron en marcha durante los últimos años, que "ya están dando resultados".

"El escenario de mercado para el último trimestre, así como el impacto positivo de las acciones puestas en marcha, nos permiten asegurar que estamos en condiciones de cumplir los objetivos anunciados al mercado para 2017", señaló el consejero delegado de Endesa, José Bogas, en un comunicado.

La energética reafirma así sus objetivos de cerrar este año 2017 con un beneficio neto de 1.400 millones de euros y un Ebitda de 3.400 millones de euros.

La compañía atribuyó el fuerte aumento de los precios del mercado mayorista a la "extraordinariamente baja producción hidroeléctrica y eólica de este año", lo que ha provocado un aumento considerable de la producción térmica para satisfacer la demanda final.

Por ello, a pesar de que los ingresos aumentaron un 5,1% en el periodo, hasta los 14.824 millones de euros, el margen bruto se redujo un 7,7%, hasta los 4.006 milones de euros


Read full article on Economía


Radio Online



LOWE CREATIiONS